El mejor regalo de Reyes que te puedo hacer

Ya sabes que en mi opinión, a los Reyes Magos no se les puede pedir trabajo. Si tienes mucho en curiosidad en saber por qué pienso así, te dejo aquí el argumento.

A los Reyes Magos no les pidas trabajo.

Considero que a los Reyes Magos es preferible pedirles herramientas, conocimientos y sobre todo, actitudes que te hagan más fácil tu camino. Así que me he puesto manos a la obra y he trabajado en estas fiestas para hacerte un regalo verdaderamente útil e inspirador para tu búsqueda de empleo.

Para ello me he servido del brutal talento que hay entre todos y cada uno de los colaboradores de La Nueva Ruta del Empleo y que a lo largo de este año que acabamos de clausurar han ido poniendo a nuestra disposición.

Tu no eres un desempleado.

Tú no eres un desempleado. Este es mi primer regalo. Cuando tengas esto claro y plenamente interiorizado, te regalo ami compañera Rosa Palmer para que te ayude a neutralizar tu síndrome del desempleado con estos 10 tips.

Deja atrás las creencias que te limitan.

Es muy importante también, que afrontes tu búsqueda de empleo ligero de peso. Necesito que hayas dejado atrás las creencias que te limitan, tus sentimientos de culpa y todas las cargas y obstáculos que te impiden avanzar. No puedo dejar de recurrir a mi querida Mercedes Romero para que seas capaz de vaciar tu mochila y soltar lastre.

Vas a necesitar conocerte bien a fondo.

Vas a necesitar conocerte bien a fondo. Mi genial compañera de batallas diarias, y ahora, también compañera rutera, Carla García-Mori nos invita a reflexionar sobre nuestro activo más importante a la hora de afrontar con éxito nuestro proceso de desarrollo profesional: nosotros mismos. ¿Y tú quién eres? Tela con la pregunta y tela con todo lo que hay que trabajar para llegar a descifrar esto. No te puedo hacer mejor regalo que su post con unas valiosas pautas para comenzar tu apasionante camino de autodescubrimiento.

También es fundamental que conozcas tus valores. Que descuidados tenemos, para nuestra profunda desgracia, los valores y principios que rigen nuestro comportamiento. Las acciones que pondrás en marcha para encaminarte a tus objetivos profesionales serán diferentes en función de ellos. Noemi Plazas nos ayuda a profundizar sobre este tema con este imprescindible post y con su presencia y modo de actuar en cada de una de las interacciones que tengas con ella.

En la misma línea, te auguro una gloriosa batalla si eres capaz de identificar tus miedos, cuándo están saliendo a relucir y cuándo estás dejando de hacer algo porque te agarran con fuerza a tu sofá. Nadie mejor que Cristina Sanz en este artículo para ayudarnos a trabajar nuestros miedos.

Mira afuera y analiza qué está pasando en el mercado laboral.

Con todo este trabajo de reflexión y conocimiento de nosotros mismos, estamos en disposición de mirar fuera y ver qué es lo que está sucediendo. ¿Qué pasa en el mercado laboral? ¿Cómo se está moviendo? ¿Quiénes son los actores principales?

Atención al regalazo que te hago con este post de Montse Rius que nos ayuda a identificar a los héroes del mercado. Personas preparadas, con una actitud y recursos diferentes que buscan su oportunidad profesional. Imprescindible.

Pero el mercado laboral, tal y como lo conocíamos hace unos pocos años atrás no existe. Es un dramático error afrontar nuestra búsqueda de empleo con las herramientas y conocimientos que utilizábamos entonces. Balbino González en este acertadísimo post nos regala la oportunidad de conocer cómo funciona ese mercado oculto de ofertas de empleo y cómo acceder a él.

Date a conocer.

Siguiendo ésta misma línea, entenderás que hemos de darnos a conocer para tener la oportunidad de ser la opción elegida para aquellos profesionales que estén buscando nuestro talento en la red como agua de mayo. Y aquí debemos nombrar a la estrella de todo proceso de desarrollo profesional que se precie: nuestra marca personal y todas las acciones que llevamos a cabo en el 1.0 y en el 2.0 para desarrollarla y para darle visibilidad. Oro puro os traigo con este post de Nuria Baixauli en el que, de forma muy atractiva, nos enseña cómo podemos dar nuestros primeros pasos en nuestro proceso de desarrollo de marca personal para hacernos visibles y no ser uno más.

Qué es lo que los demás van a recordar de nosotros.

Pero éste proceso sólo es posible si somos capaces de establecer cuál es nuestro producto de valor y qué es lo que nos diferencia. En definitiva, qué es lo que las demás de personas van a recordar de nosotros. Y aquí os regalo dos joyitas: por un lado Raquel Acón haciéndonos reflexionar sobre nuestra capacidad de venta de nuestro producto (de aquello que sabemos hacer bien y por lo que están dispuestos a contratarnos y/o pagarnos) y, por otro, a una brillante Jessica Buelga en este post de título muy sugerente (como a mi me gustan): No quiero ser Steve Jobs. No te digo más, sólo tienes que leerlo.

Y, como colofón a mis regalos relacionados con marca personal, no puedo dejar de lado este artículo de Rafael Cerviño con sus motivos para desarrollar nuestra marca y cuidar de ella.

Nuestra relación con las empresas.

Y, llegado un momento de nuestro proceso de búsqueda, cuando hayamos realizado una metódica búsqueda tradicional de empleo (acudiendo a las fuentes por todos conocidas, revisando ofertas de empleo, etc) y hayamos desarrollado estratégicamente nuestra marca personal para ser capaces de ser reconocidos entre nuestro público objetivo por los problemas que somos capaces de solucionar en sus empresas, comenzará nuestra relación con las personas que tomarán la decisión final sobre nuestra incorporación o no a la misma.

En algún momento de nuestra interacción con la empresa en la que vayamos a trabajar, necesitaremos un buen CV. Me encantó la visión que Gorka de Luis nos da en su post El CV en una hoja (¡y que conste que yo lo recomiendo en dos!)

Fíjate en lo innovadora y acertada que ha estado Diana Olivares en este post. Te dejo una de sus frases y no podrás dejar de leerla “Hazme saber que existes, que estas en el mundo y que quieres conocerme, que podrías enamorarte de mí, igual que yo de ti” Y no menos convincente se muestra Myriam Sánchez en esta maravilla de post en la que nos pide pruebas de que estás vivo, de que te interesa que nos compremos mutuamente. Creo firmemente en el hecho de qué cuanto más te pones en los zapatos de tu reclutador, más fácil te va a ser superar un proceso de selección. Una de las funciones de tu CV o de tu perfil profesional en LinkedIn será proporcionarte la llave para conseguir una entrevista. Estás ya sentado delante de él… y ¿sabes qué pasa en el 90% de las entrevistas que realizo? Que las personas que tengo sentadas en frente no son capaces de expresar con claridad y de forma lucida sus logros. Menos mal que os traigo a Lucía SanchezRobles que con su extraordinaria habilidad para ponerse en el lugar de la persona que tiene en frente nos ayuda a encontrar la mejor manera de narrar nuestros logros en este post.

Y aquí mi regalo estrella: si este hombre se pudiera clonar el mundo sería un poquito mejor. Te has preguntado mil veces qué es lo que quiere oír el seleccionador en tu entrevista ¿verdad? Pues el gran Sergio Ayala nos lo cuenta en este maravilloso post (y, para colmo, me menciona!!)

Para todo este proceso es muy necesario que inviertas en tu formación y en tu crecimiento personal. Mi amigo Guzmán Felgueroso nos recuerda la importancia y las múltiples vías que tenemos a nuestra disposición para poder desarrollar nuestro particular plan de formación. Lee con mucha atención este post.

Todo este complejísimo camino no puede ser llevado a cabo de forma exitosa si no trabajamos en el desarrollo de nuestra inteligencia emocional. Mira que bien nos lo cuenta Olga Ferrera en su post.

¿Sabes cuál es el mejor regalo que me puedes hacer a mi en el mágico día de Reyes?

Creer en ti, crecer conmigo y seguir ahí.

¡Feliz día de Reyes!

Reyes Talento Elena Arnaiz Empleo

Este artículo está publicado originalmente en La Nueva Ruta del Empleo

Deja un comentario